AMOR NO CORRESPONDIDO

—Qué hacés acá. ¡Te dije en la plaza del pueblo! —me regañó.

—Te estaba buscando.

—Me estabas espiando. ¿Por qué te metés en mi vida? Andate, olvídate de mí.

Se alejó por el sendero de piedras; la empecé a seguir entre los árboles. Subió al caballo y se abrazó a la cintura del cowboy de sombrero mexicano. Un pozo me mandó al piso, y ella me miró como si mirara a un pigmeo. Los cowboys menearon la cabeza, un hombre alto y fornido, apareció como del cielo.

—¿Es este? —dijo el tipo envuelto en una túnica blanca.

—No le hagas nada —le pidió Mariela.

Yo lo miraba como si se tratara del mismísimo Diablo. Traté de pararme, pero me lo impidió con un palo sobre el pecho. 

—¿Querés venir a una reunión? —me preguntó con un tono de voz que no permitía distinguir si se trataba de una invitación o una orden.

—Mariela, vamos al pueblo —dije.

El líder largó una carcajada.

—Llévenlo —ordenó a los cowboys.

Me ataron las manos y me cargaron a uno de los caballos. De atrás de un árbol salió Lian con una escopeta en la mano. Disparó al cielo, parecía dispuesto a jugarse la vida, el estruendo asustó a los caballos y caímos al piso. Lian se puso delante de su hija, los cowboys lograron atrapar un caballo y a la pasada levantaron a su jefe. Mariela le pegaba a su padre en el pecho.

—Vamos a casa —dijo Lian—. Se terminó.

Esa noche cenamos en silencio. Al día siguiente, Mariela se subió al columpio en el jardín y yo me le acerqué con pasos tímidos. 

—¿Estás mejor? —le pregunté.

—Por tu culpa ahora no puedo salir.

—¿Por qué me tratás así? Pensé que…

—¿Pensaste qué, nene? ¿Qué yo podía tener onda con vos? Si sos un viejo.

Susana nos espiaba simulando ordenar la cocina. 

—No es eso —le dije—, me tenías preocupado. ¿Qué hacen ahí?

Bajó la cabeza y caminó hasta la casa con sus típicos saltitos.

Di unos pasos con las manos en los bolsillos y encontré a Lian trabajando la huerta. Le dije que si me necesitaba estaría en el hotel. Clavó la pala con fuerza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s